Importancia y clasificación de la flora microbiana normal del cuerpo humano

El ser humano está en constante exposición a una infinidad de agentes (parásitos, bacterias, virus, etc.) las cuales se alojan en él desde que nace  y que influyen en su organismo, no obstante, algunos de estos microorganismos actúan en el marco de una relación biológica con el huésped a manera de simbiosis, como es el caso de la flora microbiana normal o también llamada microbiota quienes obtienen beneficios del cuerpo que alojan así como este de ellos.

Importancia y clasificación de la flora microbiana normal del cuerpo humano

Flora microbiana normal del cuerpo humano

Definición de la flora microbiana normal del cuerpo humano

La flora microbiana normal también denominada microflora o microbiota es un cúmulo de microorganismos que coexisten en algunas superficies del ser humano expuestas al mundo exterior, estas son la piel, la cavidad oral, el tracto respiratorio, el tracto intestinal y el tracto genitourinario del ser humano.

En este sentido, la microbiana normal del cuerpo humano constituye un ecosistema conformado por una serie de bacterias, hongos, protozoarios y otros microbios que varían según la zona en la que se localiza.

La flora microbiana normal como anteriormente se hizo mención ayuda a que el hospedador esté sano, ya que interviene en el proceso de la digestión de alimentos, produce vitaminas y protegen al hospedador de diversas infecciones,  gracias a la competencia que se desarrolla con los microorganismos patógenos, es decir, aquellos causantes de enfermedades que intentan colonizar la misma zona del cuerpo humano en donde se encuentra la flora.

Características de la flora microbiana normal

  1. El hospedaje de la flora microbiana normal ha de depender de las características de la zona en la que se alojan, estas son la temperatura, el pH, motilidad (movimiento), nivel de oxígeno, recambio epitelial (tejido), lisozima y mucosidad entre otros elementos exógenos.
  2. Son sensibles a los antibióticos, estos son capaces de destruir los microorganismos que constituyen la flora microbiana normal, mitigando su capacidad de adherirse al tejido a pesar de encontrarse en grandes concentraciones.
  3. El ser humano tiene en el cuerpo aproximadamente cien (100) billones de microorganismos que cohabitan en su cuerpo, mucho más que la cantidad de células que tiene. Se puede decir que por cada célula humana hay diez microbios.
  4. No deben encontrarse en la sangre, si esto sucede, es que hay la presencia de una enfermedad.
  5. Tienen una función ecológica, ya que previenen enfermedades en el ser humano.
También debes leer  Cuál es composición química de los alimentos orgánicos e inorgánicos

La colonización

Se entiende por colonización al proceso mediante el cual los microorganismos  se instalan en un sitio determinado del cuerpo, este inicia  con el nacimiento del feto y se va desarrollando a medida que el  ser humano crece, por lo tanto, la flora bacteriana que se presenta durante la etapa de la infancia no es la misma que durante la adultez, esto se debe a la alimentación, digestión, cambio hormonal, vida sexual, entre otros.

Es necesario señalar que dicha colonización puede ser temporal o de forma permanente y, en esta participan elementos como la alimentación recibida y el grado de exposición al medio ambiente de igual modo, se hace énfasis en el “tropismo tisular” que es la capacidad de escogencia que tienen los microorganismos para decidir en dónde han de alojarse.

Con base al párrafo anterior, se tiene como ejemplo a la “leche materna” que es portadora de un seriado de microbianas para el intestino del niño, algunas de las bacterias que destacan son lactobacilos, estreptococos, estafilococos, sin embargo, son pocos los microorganismos que la misma contiene, aunque esta aumenta con el inicio de la función microbiana.

Por último, la mayoría de los microorganismos pueden colonizar un tejido específico,  esto es conocido como “adherencia específica”, que implica un seriado de interacciones bioquímicas entre los componentes de la flora microbiana y los receptores de la célula que la aloja.

Clasificación de la flora microbiana normal

Características de la flora microbiana normal

Clasificación de la flora microbiana normal

La flora microbiana normal se puede clasificar según el lugar o tejido en donde esta se aloja, por ello, se consideran cinco clasificaciones.

1. Flora microbiana cutánea

Esta clasificación hace referencia a los microorganismos que se encuentran en la piel, no obstante, es un espacio que por su exposición al medio ambiente es hostil para su supervivencia, así como por la presencia de enzimas (el caso de la psoriasina), de igual modo, su regulación depende de la higiene y productos químicos que utilice la persona.

Sin embargo, en áreas como la axila, el perineo (entrepiernas) y entre los dedos de los pies por estar cubiertas constantemente, presentan mayor grado de calor y son zonas húmedas, en estas zonas se aojan los “bacilos gram negativos”, las mismas se mantienen en la raíz de los folículos y al momento de ser eliminadas ellas se vuelven a reproducir.

2. Flora microbiana del aparato digestivo

En el aparato digestivo se localizan una infinidad de bacterias, por lo que son diversos los ecosistemas de microorganismos existentes, esta flora, contribuye al desarrollo la vitamina k (ayuda la coagulación de la sangre) y vitaminas del complejo B (para el proceso de metabolización), las mismas ayudan a los procesos digestivos.

También debes leer  Alimentos derivados de la leche de vaca y de cabra ricos en proteinas y calcio

2.1. La flora microbiana del estómago

Por la acidez que hay en los jugos gástricos esta flora es reducida. Se compone por gérmenes residuales de la flora oro-faríngea que han sido ingeridos durante el proceso de alimentación, hidratación o ingesta de saliva como Streptococcus hemolíticos, Lactobacillus sp., cocos anaerobios, Candida sp. y otros.

2.2. La flora microbiana del intestino delgado

En el duodeno (primera parte del intestino delgado) se mantiene el pH que regula el crecimiento de gérmenes, por ende es reducida su presencia. También,  el peristaltismo  que implica la contracción de los intestinos,  representa un mecanismo importante  que reduce la cantidad de microorganismos en el intestino delgado.

De igual modo, sustancias como la “bilis” y la lisozima contribuyen a mantener un número relativamente bajo de microorganismos, no obstante, el número de estos aumenta en el íleon (tercera porción del intestino delgado), donde predominan los anaerobios (viven sin oxígeno).

2.3. Intestino grueso

En este apartado del intestino se encuentra la materia fecal, la cual está constituida por un 40% de  bacterias secas. El aumento de microorganismos como bacterias se debe a:

  1. Disminución de peristaltismo (contracción intestinal).
  2. Aumento del pH.
  3. Disminución del contenido de agua.

Este ecosistema de microorganismos es el más complejo de todo el cuerpo humano, ya que en él conviven más de 500 especies de bacterias anaerobias, algunas son:

Gram negativos: Bacteroides, Fusobacterium, Peptostreptococcus, Sarcina y Veillonella.

Gram positivos: Bifidobacterium, Actinomyces, Bacillus, Lactobacillus y Clostridium.

3. La flora microbiana de la cavidad bucal

En la cavidad bucal se encuentran los dientes, la lengua y el surco periodontal, cada uno presenta una flora microbiana normal diferente,  con gérmenes aerobios y anaerobios.

En el surco periodontal, la cantidad de gérmenes es superior a nivel del surco gingival (encías).

Sin embargo, las bacterias que predominan son:

  1. Streptococcus: S. mutans y S. Sanguis se ubican en la placa dentaria, se localiza tanto en la placa dental como en las mucosas y S. salivarius predominante en el área de la lengua.
  2. Anaerobios Gram positivos: Actinomyces sp. y ciertas especies de Lactobacillus en la placa dental, pero en cantidades reducidas.
  3. Anaerobios Gram Negativos: Bacteroides del grupo melaninogenicus y especies del género Fusobacterium.
  4. Espiroquetas (causantes de la fiebre y del sífilis): Treponema distintas de T. pallidum.

La flora microbiana de la cavidad bucal es amplia y se encuentra en numerosas concentraciones, formando micro-colonias individualizadas que causan enfermedades como caries y periodontitis, las cuales vulneran el tejido del diente.

4. Flora microbiana vaginal

La composición de este tipo de flora microbiana depende de los estrógenos de la mujer que causan la menstruación, en donde, el estímulo hormonal determina la proliferación de las células que conforman el tejido y a su vez aumentan el glucógeno, el cual es utilizado por Lactobacillus spp.,  lo que origina la disminución del ph, resultándose un ácido que inhibe una gran diversidad de bacterias. Este microorganismo aumenta durante la etapa del embarazo, lo que hace que disminuyan los  bacilos Gram negativos como Bacteroides, gracias a este proceso disminuye el riesgo bacteriano durante el parto.

También debes leer  Cuales son los nutrientes orgánicos e inorgánicos de los alimentos

Un dato interesante, es que en las mujeres en su etapa de postmenopausia, al detenerse los estímulos hormonales, su flora vaginal regresa al patrón de la infancia.

Por último, las funciones de la flora vaginal son:

  1. Prevenir infeccionas vaginales sobretodo en el periodo de embarazo.
  2. Suministrar la flora al recién nacido.
  3. Disminuir durante el parto la transmisión de bacterias tanto en la madre como en el feto.

5. Flora microbiana ocular

La mayoría de los microorganismos que se encuentran en el ojo son provenientes de la piel, bien sea por  la piel circundante o el contacto ojo-mano, no obstante, la secreción lagrimal presenta la sustancia de  lisozima que permite la destrucción de las bacterias.

Asimismo, el parpado y el bello de las cejas y las pestañas sirven como barreras protectoras que evitan  el ingreso de partículas o agentes contaminantes al saco conjuntival.

Los gérmenes que pueden encontrarse son Staphylococcus spp., Corynebacterium spp., Streptococcus y Bacillus spp., que pueden causar infecciones como úlcera de córnea.

6. Flora microbiana del aparato respiratorio

Del aparato respiratorio solo presentan flora microbiana normal las fosas nasales  y la faringe, no obstante, los senos paranasales, oído medio, tráquea, bronquios pulmonares y pleura son estériles.

En la faringe la flora microbiana normal está conformada por Streptococcus se encuentran además diferentes especies de Lactobacillus, Propionibacterium, Corynebacterium, Moraxella, etc.

En las fosas nasales hay bacterias cutáneas, como: Staphylococcus epidermidis y especies de Corynebacterium.

En edades iniciales es usual  la colonización por Streptococcus pneumoniae y especies de Haemophilus a nivel faríngeo.

En condiciones normales no existen bacterias más allá de la glotis.

Importancia de la flora microbiana normal

Son muchos los beneficios que brinda la flora microbiana normal, de ahí su importancia biológica

  1. Permite la producción de bacteriocinas (capaces de destruir las bacterias).
  2. La producción de metabolitos tóxicos (productos del metabolismo).
  3. Genera el combate y la resistencia ante la presencia de agentes patógenos.
  4. Aumenta la producción de anticuerpos.
  5. Estímulo de la fagocitosis, es decir, la captura de partículas microscópicas que realizan ciertas células con fines alimenticios o de defensa, mediante la emisión de seudópodos.

Nota final…

Para algunos los microorganismos son agentes negativos, sin embargo la llamada flor microbiana del cuerpo humano demuestra lo contrario, gracias a ella, tanto el hombre como la mujer se pueden librar de una infinidad de patologías que afectan y vulneran su salud.

Califica este Post

Términos Relacionados:

  • que es la flora normal del cuerpo humano
  • diferencia en flora microbiana de animales
  • en que area del cuerpo se encuentra la flora
  • flora del cuerpo?
  • flora microbiana normal del cuerpo humano